lunes, 28 de junio de 2010

John Fitzgerald Kennedy, Resucitó el Sueño Americano

JFK, 1000 Días Frenéticos

Político estadounidense (Brookline, Boston 1917 - Dallas, Texas 1963).
En 1960 ganó las elecciones presidenciales frente a Nixon y se convirtió en el presidente más joven de la historia de Estados Unidos, Kennedy fue el líder que resucitó el "sueño americano".
En los tres años que dirigió los hilos de Occcidente tuvo que afrontar un panorama muy complejo y lleno de conflictos. Kennedy tuvo que encarar 1.000 días de gobierno frenéticos con el fantasma de la Guerra Fría y la frustrada invasión a Cuba; porque Fidel Castro optó por aliarse definitivamente con el Kremlin y el desembarco de misiles atómicos en la isla proporcionó al líder cubano una gran arma disuasoria, este conflicto duró 13 días y mantuvo en vilo al mundo, pasando a la historia con el nombre de Crisis de los Misiles.
Además, Estados Unidos vivió conflictos diarios con los estados sureños, reacios a aceptar la política de Kennedy en favor de los derechos civiles de los negros y persiguiendo implacablemente al crimen organizado. También le tocó librar una durísima batalla con los magnates del acero a quienes arrinconó amenazándolos con aplicar la ley antimonopolio.
En el enfrentamiento por la hegemonía mundial, el líder de la URSS, Nikita Khruschev, no dio tregua a su rival de la Casa Blanca; corría contrarreloj la carrera espacial, JFK defendió la libertad frente al levantamiento del Muro de Berlín y también firmaron el tratado sobre armamento atómico.
Inició la intervención a Vietnam y con respecto a América latina creó la denominada "Alianza para el Progreso" (ALPRO) que incluía medidas para mejorar la calidad de vida en el continente. El plan fue recibido con gran júbilo en Sudamérica generando una enorme esperanza popular porque él representaba la quimera del progreso, la justicia y la paz. Con todo esto, Kennedy se franqueó numerosos enemigos.
Cuando lo matan el plan para América latina quedó en la nada porque el gobierno de los Estados Unidos junto a la corrupción de los gobiernos locales, desvirtuaron el espíritu de su creador y ese dinero se usó para reclutar y adiestrar contingentes contrarrevolucionarios frente a la amenaza comunista.


Con Kennedy, el sueño americano parecía posible, pero, ¿quién era este joven que encandilaba multitudes y a quien nadie se le pasaba por alto que tan sólo cien años antes los Kennedy no eran nada en los Estados Unidos?
Hijo de Rose Fitzgerald y Joseph Patrick Kennedy, un financiero que fue embajador en el Reino Unido. En 1941 John se alistó en la marina y fue destinado al Pacífico, de regreso en Boston decidió dedicarse a la política, y con tan sólo veintinueve años fue elegido diputado por el Partido Demócrata. En 1952 resultó elegido senador por el estado de Massachusetts, y con tan meteórica carrera política se convierte en el presidente electo más joven de la historia al que sus detractores consideraban como fruto de una familia adinerada.
Este joven católico de ascendencia irlandesa y su esposa Jacqueline Bouvier encandilaron al público y no dejaron de arrebatarle votos al duro Nixon desde que empezó la campaña electoral.
Nixon se preguntaba: -"¿Quién puede detenerlo? le gana a todo el mundo. No es mejor que yo. ¿Qué tiene?"
Su colaborador le contestó: -"Te hace ver las estrellas".
Con la llegada de JFK a la presidencia, la Casa Blanca sintió una bocanada de aire fresco y el pueblo estadounidense se llenó de esperanzas. Durante esos 1.000 días John y Jackie Kennedy junto a sus hijos Caroline y John - John fueron la familia estadounidense por excelencia. Si alguna vez la Casa Blanca se asemejó a una esplendorosa corte europea, fue durante su mandato. La distinguida personalidad de Jacqueline Lee Bouvier aportó belleza, elegancia y sofisticación.


Por su parte, John F. Kennedy era joven, atractivo, rico y dinámico, era la imagen misma del american way of life y fascinaba a través del televisor reavivando el sentimiento patriótico entre los ciudadanos norteamericanos que estaban ávidos de progreso.


Pero la tragedia siempre persiguió a los Kennedy.
El viernes 22 de noviembre de 1963 a las 12.30 horas, JFK y su esposa estaban de visita en Dallas con el fin de buscar apoyo para las elecciones presidenciales de 1964. Tres disparos mataron a Kennedy en el acto y la espeluznante secuencia del magnicidio conmovió al mundo. Con él tambien murió el optimismo reinante.


Su muerte aún es un enigma sin resolver y las hipótesis van desde el loco homicida a la conspiración. La versión oficial determinó que Lee Harvey Oswald fue el único autor del asesinato, pero existe otra versión que asegura que el magnicidio fue perpetrado por al menos tres asesinos. Es que tenía muchos frentes abiertos: la mafia, los empresarios del acero, los supremacistas blancos, Cuba, el trujillismo; pudo ser cualquiera de ellos.
250.000 personas hicieron cola a pesar del frío glacial para rendirle un último homenaje. Al funeral asistieron jefes de Estado de 92 países, incluso la URSS envió un representante pese a que la Guerra Fría estaba en su apogeo.


El mafioso Jack Ruby afirmó que mató a Lee Harvey Oswald inmediatamente "para evitar el sufrimiento de un juicio a la viuda de Kennedy".
Ruby murió en la cárcel a causa de un repentino cáncer de higado. En el lecho de muerte, no se cansó de jurar a sus familiares que en la prisión le habían inyectado células cancerígenas.
Por último les dejo una frase de Kennedy que para mí es genial, sabia, básica y fundamental: "No te preguntes qué puede hacer tu país por ti, pregúntate que puedes hacer tú por tu país".

14 comentarios:

AGUSTIN dijo...

Si JFK tuvo que ver con la Invasión a la Bahía de los Cochinos (o su nombre "light" de "crisis de los misiles"); o con la trágica guerra de Vietnam (o su nombre "light" de "intervención"), no entiendo como aún este buen hombre tiene tanta buena prensa.

Alejandro dijo...

Me parece que a vos te gusta JFK porque era joven, rico y glamoroso.

Típico Hombre de Mal Morir dijo...

Pues héroe y villano en su propio país, lo que lo engrandecio mas fue su asesinato, hizo de todo, pero de que dejo huella la dejo y es por eso una de las grandes personalidades del siglo 20. Saludos!

martinealison dijo...

Toujours émouvant que de relire cette histoire... Bisous.

La Dame Masquée dijo...

Uno de los presidentes mas carismaticos que ha habido, sin ninguna duda. Lastima que la tragedia que persigue a su familia se cebara con el.
Tal parece en verdad que hubiera una maldicion contra los Kennedy!

Feliz dia, madame

Bisous

Daniel dijo...

Si de presidentes carismáticos se trata, nosotros hemos tenido lo nuestro. (Lástima que no hubo re-re-elección)

Pablo D. dijo...

Un personaje muy interesante FJK, Carolina.

Quién sabe qué hubiese pasado si no lo hubiesen asesinado...

Un saludo!

patricia dijo...

hay tanto por decir al respecto, me quedo con las palabras de Pablo D. (con su permiso)
un beso grande!

luther blues dijo...

Dale blondie confesa ! Sos una chica "K" perdon,perdon quize decir JFK
Muy bueno el post como siempre ,una figura importante del siglo pasado que se mezclo con la mafia ,quizo invadir Cuba ,creo la guerra fria y asi y todo el tipo tuvo tiempo de filtrear con Marilyn ,un campeon
Un abrazo amiga

Carolina dijo...

Muy interesante... pero tenía algunos proyectos que eran demasiado buenos para volverse realidad... no lo iban a dejar, jamás!

Jacson Faller dijo...

Um apanhado completo, Carolina.... Muito bom. Um abraço.

Costea dijo...

Para mí es el presidente más grande de América.

40añera dijo...

Su muerte seguira siendo un misterio porque así él seuirá siendo un mito.
LLenó de glamur la casa Blanca y de ilusión a una nación que no sabía encajar sus ideas liberales
Besines

Anónimo dijo...

Hola, estoy estudiando historia del mundo actual, y me gustaría saber si hay algún documental sobre JFK el sueño americano, tengo que hacer un resumen sobre el documental, y no lo encuentro, GRACIAS

os dejo mi correo: retalesverdes@hotmail.es PILAR