viernes, 13 de mayo de 2011

Como Dos Extraños

Esta historia comenzó en El Marabú, un mítico cabaret del Buenos Aires de los años '40 que estaba ubicado en Maipú 359. El local hoy está cerrado pero alberga memorias imborrables de su época de oro como la que cuenta que cierto día, una chica muy linda, procedente de Córdoba, llega al cabaret con muchas ilusiones y ganas de progresar. Ahí mismo conoce a un muchacho también cordobés que trabajaba de mozo. Entre noches y tragos, comenzaron una relación y juntos hicieron muchos planes; para concretarlos reunirían algo de dinero y en pocos años comenzarían una nueva vida. Todo marchaba viento en popa y la parejita era muy feliz, pero -siempre hay un pero- los pesimistas dicen que los sueños no duran tanto... y en este caso tuvieron razón.
Una noche que parecía igual a todas las demás pisoteó el cuento de hadas de los enamorados. Tres hombres irrumpieron en el cabaret, se armó una batahola y sacaron a la chica por la fuerza. Por supuesto que el novio y sus compañeros la defendieron pero uno de los visitantes sorprendió a todos cuando mostró la libreta de casamiento: él era su marido. Todo el mundo quedó perplejo y -siguiendo las costumbres de la época- aceptaron que se llevara a la mujer. El mozo quedó abatido viendo como todos sus anhelos se esfumaban de un momento a otro.
El tiempo pasó pero aún en medio de la algarabía del lugar el joven no la podía olvidar. Aunque el cabaret vivía su momento de gran esplendor él no lograba salir de la depresión; necesitaba volver a verla. Por fin tres años después, y alentado por sus amigos, decidió viajar a Córdoba para buscarla. Nunca imaginó que este viaje sería la estocada final a sus esperanzas. La encontró en las afueras de la ciudad atendiendo un almacén y no solo notó que aquella diosa de la noche que encandilaba a los hombres había cambiado mucho, además el paso del tiempo y la angustia habían modificado por completo su mentalidad. Absolutamente desencantado, el muchacho cayó repentinamente en la cuenta que de aquellos sueños que juntos proyectaron ya no quedaba absolutamente nada.
Esta pequeña historia de personajes anónimos llegó a oídos del gran poeta José María Contursi  inspirándolo a componer un tango maravilloso: "Como Dos Extraños".

11 comentarios:

luther blues dijo...

Que buena manera de recordar a un ilustre compositor como Contursi desconocia la historia de este tango querida blondie .Juanita Viale hubiese sido musa inspiradora de varios en esa epoca jejeje
Un abrazo

Felicidad Batista dijo...

Carolina que hermosa entrada. Hermosa y apasionante, la leí como si estuviera viendo en una pantalla el gran documental de dos vidas truncadas por el destino. Me has llevado desde ese lajano cabaret, ambiente años cuarenta, a las veces que he escuchado este tango ignorate de su origen. Carolina conduces el relato casi como los pasos de esa música que se cuela por entre tus frases. Gracias por esta lectura tan agradable donde me has traído mucho de lo que me gusta: Buenos Aires, la nostalgia, el tango, las historias y la buena lectura.
Un abrazo

40añera dijo...

Es una historia preciosa y una estupenda forma de hablar del creador del tango.
Un besote guapa

Ricardo Roehe dijo...

Gracias por la atención, me alegro de que haya disfrutado el blog. Fraternal abrazo de Brasil.

Patricia dijo...

tangazo!

estas historias, amores rotos, imposibles, pasionales, son la esencia que da vida a cada tango.

excelente tributo.

un abrazo fuerte, Carolina!!!

Daniel dijo...

Cómo cambian las cosas los años!

Chan Chan!

Luján Fraix dijo...

CAROL

NO SÉ SI TE GUSTAN LOS PREMIOS.

TENGO UN RECONOCIMIENTO EN MI BLOG.
PASA CUANDO QUIERAS...

MAS TARDE, VENGO A LEER PORQUE ESTOY CON POCO TIEMPO.

BESITOS

Patricia dijo...

siiií, grrrr!

un beso grande, hermosa!

FULL COLLECTIONS dijo...

Hola Carolina!! Si me entere hace dos días de este problema del blog.
Bueno esperemos que ahora ande mejor!.

Besosss

Leovi dijo...

Sin duda un gran tango, la historia se lo merece.

Unknown dijo...

La historia y la canción geniales.
El amor.......que más historias tendrá el mundo.....
:)

Que tengas una Feliz Navidad y Feliz 2013. Paz, amor y sabiduría.
Saludos
David de observandocine.com