martes, 19 de abril de 2011

Cristianismo Temprano: Persecuciones, Catacumbas y Mártires

Jesús de Nazareth inició en 27 a.C. la difusión de su doctrina: predicó el amor al prójimo, anunció el Reino de Dios y se presentó como su Hijo y Mesías. En muy breve plazo, reunió discípulos de todos los medios sociales y el número de adeptos creció rápidamente. Tanto, que en su entrada en Jerusalén, durante la Pascua del año 30, fue aclamado por las multitudes.

Entrada de Jesús en Jerusalén

Tanta popularidad atemorizó a saduceos y fariseos que tomaron medidas contra quien consideraban un alborotador. Jesús fue entonces acusado de blasfemia. El Sanedrín -máxima autoridad religiosa judía- después de requerir la intervención del gobernador romano, Poncio Pilatos, lo condenó a muerte.

Jesús es interrogado

Pero, tras su crucifixión y legendaria resurrección, sus discípulos empezaron su tarea evangelizadora propagando la nueva religión. Los primeros cristianos vivían dentro del marco espiritual de la sinagoga y participaban en los sacrificios y cultos judíos. Sólo la celebración en sus casas de la eucaristía, instituida por Jesús en la Última Cena, los distinguía del resto de la comunidad hebrea. Además, la vida cristiana pronto se caracterizó por la idea de la fraternidad. Existía la preocupación por los pobres y por los que padecían por causa de la fe, exigía pureza de costumbres e imponía la confesión pública de los pecados.

La Última Cena

Los judíos de la diáspora, los más abiertos a las influencias culturales, se convirtieron en el puente de transición entre la joven doctrina y el mundo grecorromano. Pablo de Tarso (10 d.C.- 67 d.C.), de raíces judías pero ciudadano romano de nacimiento, era un fariseo observante y fue el más enconado perseguidor de los cristianos en la región de Damasco. Pero, en el año 33, cuando se dirigía de camino a esa ciudad tuvo una revelación y se convirtió a la fe cristiana. A partir de entonces se distinguió por su espíritu apostólico y viajero. Impulsó el cristianismo, fundó numerosas comunidades cristianas en el Mediterráneo y fue el primer teólogo. Murió decapitado, víctima de la persecución de Nerón.

Conversión de San Pablo

Pedro, designado por Jesús como cabeza de su Iglesia, trasladó el centro del cristianismo de Jerusalén a Antioquía y desde aquí a Roma, donde murió martirizado en la primera persecución.

Crucifixión de San Pedro

Para el año 200, el cristianismo tenía adeptos prácticamente por todo el Imperio Romano. Un siglo más tarde alcanzaba los límites de Persia y de la India, y ya existían regiones y ciudades donde era la religión mayoritaria. Como contrapartida, el cristianismo sufrió sangrientas persecuciones. La primera la emprendieron los propios judíos y causó la muerte en Jerusalén de San Esteban por martirio.

Martirio de San Esteban

Sin embargo, también los emperadores romanos oficializaron las persecuciones contra los cristianos. El primer episodio ocurrió entre los años 64-68 por motivos inciertos y, ante la perspectiva de sufrir una muerte violenta como la de Jesús, las catacumbas -cementerios subterráneos que gozaban de protección legal- les sirvieron de refugio. Allí enterraban a sus muertos, practicaban las ceremonias del culto y adquirieron un valor religioso consagrado por el resto de los mártires quienes cayeron bajo el ataque del Estado, que veía a la nueva religión como una creciente amenaza.

Catacumba


La acusación de haber incendiado Roma que Nerón vertió sobre ellos demostró que esta secta minoritaria carecía de una buena reputación popular. Los cristianos también se reunían en casas particulares y para reconocerse entre sí usaban la cruz, por la crucifixión; la paloma, porque su hígado carecía de hiel; y el pez, porque, en griego, "ijtys" (= pez) formaba la sigla de "Jesus Cristo Theú Yos Soter", que significa: "Jesucristo, hijo de Dios, salvador". A partir del siglo III, se añadieron motivos paganos, como la figura del Buen Pastor. Perseguidos sin tregua, muchos de ellos fueron muertos por crucifixión o quemados vivos para servir como lámparas en el jardín del propio emperador. En los circos, fueron devorados por las fieras. Sin embargo, miles de personas eligieron morir como mártires antes que renunciar a su nueva fe.

Antorchas Humanas

Pero paradójicamente, el ejemplo de los mártires les proporcionó una propaganda inesperada. Las persecuciones fueron reprobadas por los mismos emperadores, pero sin embargo en 202, Septimio Severo nuevamente condenó bajo pena de muerte la conversión al cristianismo. Su edicto provocó durísimas persecuciones en el siglo III, alegando que los cristianos despreciaban la religión oficial y que eran una fuerza disgregadora de la unidad imperial. En 302, fueron excluidos de la milicia y de los cargos públicos. Se confiscaron sus bienes, se prohibió su culto y se destruyeron sus centros de reunión. También se impuso la obligación de ofrecer sacrificios a los dioses romanos y al emperador, los que se negaron fueron esclavizados. Felizmente, las persecuciones terminaron en 313 cuando Constantino promulgó el Edicto de Milán.

23 comentarios:

40añera dijo...

¡Ays cielo eres una enciclopedia!. La verdad es que la historia de los orígenes del cristianismo es realmente interesante no por repetirse una y otra vez pierde ese aló de misterio.
Una adecuada entrada para las fechas en que andamos

Siento mis ausencias cielo te dejo besos

ILUSION dijo...

Excelente texto que compartes en esta Semana Santa!!!!Besitos y felices dias....

Felicidad Batista dijo...

Carolina realizas un recorrido por los orígenes del cristianismo como un relato que vas desgranando acontecimientos desde una prosa amena y cuya lectura fluye entre lo religioso y lo histórico. Bien ilustrado
Buen post y muy ad hoc con la Semana Santa. Encantada de leerte.
Un abrazo

C.G. Aparicio dijo...

¡Cuán compleja es la Historia del Cristianismo!
De la nada, por decirlo de algún modo, se ha llegado a convertir en una de las religones más profesadas en el mundo. Pasó su etapa feliz tras la promulgación del Edicto de Milán, siendo defendida a lo largo de toda la Edad Media y la Edad Moderna, en practicamente toda Europa, como la verdadera y única. Fue en este último periodo cuando comenzaron a surgir corrientes que protestaban contra la doctrina que promulgaba la Iglesia... y así, con ires y venires, llegamos a nuestros días, donde parece que está encontrado su decadencia ¿será así realmente?... Compleja esta historia, sin duda.

Un saludo!

Patricia dijo...

magnífico resumen de esta etapa histórica, Carolina, además elegiste muy buenas imágenes para ilustrar la nota!

un abrazo fuerte!

Humberto Dib dijo...

Carolina, ojalá hubiera yo tenido una profesora de historia como tú, no me habría aburrido tanto.
Excelente, como siempre.
Te mando un beso.
Humberto.

Alejandro dijo...

Interesante historia del cristianismo, gracias por el saludo en mi blog.

Saludos!

Luján Fraix dijo...

QUERIDA CAROLINA

ERES UN LIBRO ABIERTO... TE FELICITO; CONOCÍA TODA LA HISTORIA PORQUE ESTUVE ESCRIBIENDO UN ENSAYO HACE TIEMPO.

IGUAL ES IMPRESIONANTE LA PASIÓN QUE LE PONES A LA INVESTIGACIÓN Y LO PROLIJA QUE SOS.

UNA MAESTRA.

BESITOS CARO, FELIZ SEMANA.

PD. FUI SIEMPRE NIÑA-GRANDE PERO TUVE UNA INFANCIA FELIZ. ESO SÍ ME SENTÍA DIFERENTE; DEBE SER POR LA CRIANZA. MIS PADRES ME TUVIERON CUANDO ERAN MAYORES, CRECÍ ENTRE GENTE GRANDE. HIJA ÚNICA.

CARIÑOS

PERDONA SI MEZCO EL "TÚ" CON EL "VOS", ES QUE SEGÚN EL PAÍS TRATO DE ADAPTARME.

Daniel dijo...

Viste como es la gente? Los dejaron de perseguir, y en cuanto tuvieron el poder empezaron ellos a perseguir a los demás...

Podemos ser cristianos, judíos o musulmanes; pero siempre somos animales.

Muy duro, no?

Si.

Perdón.

luther blues dijo...

Si Jesus viviese en esta epoca tambien se lo volveria a crucificar ,solamente los saduceos y fariseos serian otros pero con las mismas intenciones blondie
Ha comer rosca querida amiga ya que el chocolate me lo prohibieron jaja
Un abrazo che !

Luján Fraix dijo...

HOLA CAROLINA

TE DESEO LO MEJOR EN ESTAS PASCUAS, QUE ESTÉS BIEN EN COMPAÑIA DE TUS AMORES Y QUE SEAS FELIZ QUE ES LO MÁS IMPORTANTE.

TE ESPERO COMO SIEMPRE PARA RECORRER ESAS HISTORIAS MARAVILLOSAS.

BESITOS

PD. NO FUI TAN CONSENTIDA; LO PASÓ FUE QUE MI MAMÁ, POR SER ÚNICA, ME CUIDABA MUCHO. ELLA ME SOBREPROTEGÍA DEMASIADO Y YO, ME REBELABA... CON MIS UÑITAS DE GATA JAJA

CARIÑOS

FULL COLLECTIONS dijo...

Hola Caro!! Que tal te saludo para que tengas una Felices Pascuas llena de paz y de amor, y muchos deseo mas!!! Cuanta historia hay en nuestro cristo, un ser especial que las pasó duro por amor a la humanidad!.

Abrazos de luz amiga!!

Susana

martinealison dijo...

Je rentre seulement... Je te lis toujours avec beaucoup d'attention... Je te souhaite de joyeuses fêtes pascales...
Gros bisous

Werner dijo...

Frohe Ostern Carolina,
schon wahnsinnig was wegen der Religion alles verbrochen wurde oder noch wird.

Liebe Grüße Werner

Ricardo Miñana dijo...

Hola, hacia tiempo que no pasaba por aqui, disculpa la ausencia, siempre ha sido un placer leerte,
deseo disfrutes estas fiestas.
un abrazo.

Abuela Ciber dijo...

Te deseo a ti y seres queridos Felices Pascuas!!!!
Con las energias positivas de lo que festejamos, cada uno de acuerdo a sus sentires, espirituales o religiosos..
Un abrazo.

Abu
.

Todos los hombres que conozco son superiores a mí en algún sentido.
En ese sentido aprendo de ellos
Ralph Waldo Emerson

G. Marin dijo...

SIEMPRE ES HERMOSOS RECORDAR Y VOLVER A SENTIR QUE POR AMOR HAY SERES CAPACES DE DAR LA VIDA,
FELIZ SEMANA SANTA
ROSAS DE TU AMIGO
G.MARIN MÉXICO

CarmenBéjar dijo...

Hacer un resumen de tan egregio personaje no debe ser nada fácil, pero lo has acometido sin miedos y sencillamente. Enhorabuena.

Un saludo

Luján Fraix dijo...

HOLA CAROLINA
BIENVENIDA NUEVAMENTE A ESTA GRAN FAMILIA.

ESPERO QUE HAYAS PASADO UNOS LINDOS DÍAS.

TE MANDO UN BESO
NOS ESTAMOS COMUNICANDO.
CARIÑOS

Sherezada dijo...

hola!!
vaya que interesante!
muy de acuerdo a la época jeje
saludos!

Luján Fraix dijo...

HOLA CARO

FELIZ TARDECITA

EL DÍA ESTÁ HERMOSO NO?
SALUDITOS
CARIÑOS PARA VOS, AMIGA.

Luján Fraix dijo...

CAROL
A VECES, LOS GRANDES ARTISTAS TIENEN VIDAS TORMENTOSAS.

UN BESO

Julia dijo...

Carolina! como dice el refrán "más vale tarde que nunca" y aquí estoy una vez más. Espero hayas disfrutado de la Semana Santa.

Como ya es habitual, me ha encantado tu resumen de ésta tan extensa historia de Jesucristo y el cristianismo, propio de Semana Santa, te felicito.
Te dejo con Miguel de Unamuno:

«¿Racionalizar la fe?. Quise hacerme dueño y no esclavo de ella, y así llegué a la esclavitud en vez de legar a la libertad en Cristo.»